Home, Noticias|

El pasado fin de semana se celebró la undécima edición del Puerto Rico Open (PRO) en el Coco Beach Golf Club, tras una pausa de un año provocada por el paso del huracán María.

Este año, el PRO regresó como el mayor evento deportivo profesional en la Isla, contando nuevamente con el apoyo del gobierno de Puerto Rico y la Compañía de Turismo (CTPR) como principal auspiciador, y otros patrocinadores.

Según las proyecciones de la CTPR, el evento representa un impacto en la economía de Puerto Rico de más de $10 millones, esto además de los $750,000 que el PRO se puso como meta recaudar este año para proveer equipos deportivos a niños y jóvenes puertorriqueños.

Sobre 130 golfistas compitieron en el torneo este año, resultando ganador el estadounidense Martin Trainer. Entre los participantes también se dieron cita el miembro del Salón de la Fama, Retief Goosen, y destacados jugadores profesionales como el ganador del PRO 2017, D.A. Points, Daniel Berger, Graeme McDowell y Trevor Immelman. Además, dijeron presente por Puerto Rico los jugadores Max Alverio, Jero Esteves, Edward Figueroa y Rafa Campos del Web.com Tour. Este último motivó a cientos de puertorriqueños a darse cita al ser el único puertorriqueño en pasar a las rondas finales del torneo.

Puerto Rico ha sido anfitrión del PGA TOUR por más de una década y existe el compromiso de continuar siendo la sede del evento en el 2020.

«Se estima que la visita de estos golfistas profesionales, sus familiares, fanáticos, miembros de los medios de comunicación internacionales y staff del torneo generó alrededor de $10 millones en impacto económico para la Isla, 5,250 cuartos noches, 600 empleos directos e indirectos y 25 horas de cobertura de The Golf Channel, llegando a sobre 3.8 millones de espectadores, además de proveer un excelente torneo de golf para los más de 10,000 espectadores que dijeron presente en el campo durante los cuatro días del torneo”, dijo la directora ejecutiva de la CTPR, Carla Campos.

El evento sirvió también para promover el turismo interno a través de la iniciativa Voy Turisteando, contando con representación de todas las regiones turísticas, casinos y empresarios locales a quienes la CTPR cedió espacio para promover sus productos, entre estos cigarros, y café.

Producto de una alianza con la CTPR, Discover Puerto Rico, la nueva organización de manejo de destino (DMO, por sus siglas en inglés), utilizó toda la cobertura de medios a nivel internacional para invitar a la audiencia a visitar la Isla.

«Durante los pasados 12 años, el Puerto Rico Open ha sido el evento deportivo principal celebrado en la Isla. En colaboración con la Compañía de Turismo de Puerto Rico, nuestro auspiciador principal, el torneo ha logrado impulsar la economía a través del turismo y la contratación de empresarios locales. Este torneo es una oportunidad única para mostrar las maravillas de Puerto Rico a millones de espectadores alrededor del mundo. Aún más importante, el Puerto Rico Open es una plataforma sin igual para apoyar la labor de decenas de organizaciones sin fines de lucro que sirven a la niñez y la juventud, ayudando a promover el deporte y los valores que este inculca en las generaciones futuras”, dijo Pedro Zorrilla, productor del Puerto Rico Open.

Por su parte, la secretaria del Departamento de Recreación y Deportes (DRD), Adriana Sánchez, dijo que, “con esta edición del PR Open 2019, nuevamente queda demostrado que Puerto Rico es una de las plazas más importantes para eventos deportivos a nivel mundial. Anteriormente se han celebrado en nuestra isla la serie de juegos del Béisbol de Grandes Ligas, carteleras de boxeo de título mundial, y muchos otros que son productivos en el ámbito deportivo, pero también en el turístico y económico. El DRD fue parte integral de las clínicas de golf ofrecidas a estudiantes de nuestras escuelas públicas previo al evento, lo que también es muestra del compromiso de nuestra agencia para con la niñez y juventud de Puerto Rico”.

Asimismo, el secretario del Departamento de Desarrollo Económico y Comercio, Manuel A. Laboy Rivera, expresó que “a través de este importante evento cuyo impacto económico se aproxima a los $10 millones y la exposición internacional que tuvo la isla por los pasados cuatro días, demostramos que Puerto Rico está abierto para hacer negocios, a través de la industria del deporte, turismo y entretenimiento, entre otros sectores medulares para el desarrollo económico de la Isla. Estamos listos para ser sede de otros eventos deportivos de reconocimiento a nivel mundial como lo es Puerto Rico Open”.

Fuente: El Vocero

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *